Tres poemas sobre la infancia

Apenas mencionar tu nombre, siento la garra del dolor sobre mi carne, abriéndola como quien rasga una bolsa de plástico…